viernes, 14 de julio de 2017

El elegido

El elegido

Difícil verla después de leer "El hombre que amaba a los perros", pero deja una buena impresión.


6 Butacas



Después de Leonardo Padura y su bella novela, será difícil cualquier aproximación al tema del asesinato de Trotsky en México. 

No solamente por la belleza y la descripción, sino porque se metió tan profundo en el alma de esos personajes destinados a cruzarse de la peor manera, que ningún relato nos va a conformar.

Pasa eso con esta película. 

Hace una buena pintura de época, sobrevuela los ánimos y las motivaciones de todos los personajes, pero en definitiva nos narra un hecho histórico de gran peso con eficacia.

El tema es que la película, ahora vuelvo a la literatura, no puede abarcar la riqueza de Ramón Mercader y su preparación y el labrado de su memoria, o el rol que su madre, Caridad Mercader jugó en esta trama que duró años.

La policía secreta, alguna pintura del frente de batalla en la guerra civil española, que da origen al relato y un aceitado trabajo de reconstrucción de época son las virtudes de la película.

Nos va situar (demasiado rápido para mi gusto) en los finales de la década del 30, con un Trotsky ya asentado en Coyoacán, y en el entrenamiento de su matador (no demasiado exhaustivo en la película, algo burdo en realidad) y en el proceso de infiltración al círculo íntimo del líder, a través del enamoramiento de una de sus secretarias por parte de Mercader.

Los hechos que conocemos contados de manera superficial (todo parece superficial después del libro de Padura) pero encajando en un rompecabezas que se va descubriendo sin sobresaltos ni sorpresas.

Tiene algunas curiosidades, es una coproducción española y mexicana, pero está mayormente hablada en inglés. Alfonso Herrera es Ramón Mercader, el que interpreta al novio de Lito en Sense 8 y aparece un conocido nuestro (también hablando en inglés) Javier Godino, el asesino de El secreto de sus ojos.

Edulcorada, pero cuenta al fin una historia

No hay comentarios:

Publicar un comentario