sábado, 12 de mayo de 2012

Misión Imposible - Ghost Protocol


Misión Imposible – Ghost Protocol


Brad Bird, el director, es un joven director de animación. Rattatuile, algunos capítulos de los Simpsons, Los Increíbles. Y esa magia se transporta a la realidad en cuanto a la estructura narrativa.

La película, además de requerir para verla un balde de pochoclos, es buena por todos lados. No esconde una trama compleja (gracias!!!!) de esas en las cuales en unos minutos hay que retener tantos elementos y relaciones que uno como espectador se entrega a verla fluir sin intentar entender lo que ocurre.

Y además, los malos son los clásicos! Otro gran dato.

Rusos, malos, malísimos, pero en el fondo entrañables. Y el conflicto, el más viejo, un ruso con mucha plata (como el dueño del pase de Carlitos Tevez) junta todas las piezas para armar un lanzamiento nuclear contra Estados Unidos, y Cruise y su equipo tienen que evitarlo (si deciden aceptar la misión). Todo cierra, todo encaja, nos relajamos, no vamos a tener que toparnos con árabes barbudos con ideas raras.

Y acá habrá Kremlin, habrá gorros de militares enormes, máscaras y caracterizaciones varias.

El equipo de trabajo cambia, como sabemos la organización lo arma para cada caso, y esta vez creo que no la pegaron con la chica. Paula Patton, que es buena actriz y a quien descubrimos (al menos yo) en Deja Vu, con Denzel Washington, no está a la altura de la belleza que indica la norma, aunque quizá la razón sea que el bueno de Tom seguirá adorando a su mujer, que viene de dos anteriores.

El humor, la acidez, la torpeza y el cariño, lo pondrá el enorme Simon Pegg, el inglés que viene creciendo y creciendo en la piel de las mejores comedias inglesas de los últimos años. Un enorme actor capaz de cualquier papel.

Buena trama, acción con efectos pero que buscan acercar a la realidad, asombrosos en muchos casos, acompañados por un gran trabajo de fotografía y sonido, pero que están justos, no desbordan, no hacen perder de vista la trama.

Por primera vez el equipo quedará a la deriva, no habrá respaldo para sus actividades, ni dinero, ni equipamiento extra, se las tendrán que arreglar con lo que tienen. Y por supuesto lo van a hacer.

Tiene todos los condimentos de la acción moderna, más toques clásicos.

Si todavía no la vieron, si no volvieron a ver al americanísimo Cruise con sus pelos largos al viento, disimulando su baja estatura, rechazando a los dobles de riesgo para ponerse una vez más en la piel de Ethan Hunt, no esperen, vayan a alquilarla o comprarla que vale la pena.

No hay comentarios:

Publicar un comentario