sábado, 9 de julio de 2016

Marcella

Marcella

La tentación por ver otra detective mujer y complicada...






6 Butacas  



Saga Noren de Bron/Broen o Sara Lund de Forbrydelsen son dos buenos antecedentes. Mujeres complicadas, con pasado, con historias, cercanas al desequilibrio y poco sociables, que visten de manera no convencional y tienen una sintonía especial con lo oscuro, con lo complejo de la mente de los malos, lo que las hace imbatibles a la hora de descubrir quién es el que mata y porque lo hace.

El tema es que esos buenos ejemplos de esas muy buenas series, vienen de Escandinavia, son Suecas o Danesas, y son creíbles porque están actuadas en una sintonía muy especial y con guiones y directores extraños para nuestro gusto occidental, pero efectivo y potente cuando uno entra en la onda.

Marcella es una creación de la televisión inglesa, y hace base en ese personaje protagónico, Marcella Backland, que viene de una separación, le adivinamos una mente compleja y un desaliño típico de esas personas a las que solo las obsesiona encontrar a los asesinos.

El clima, el equipo de investigadores, las calles de Londres, la marginalidad, la inmoralidad de las clases altas, su propio drama personal, que se mezcla de manera permanente en la trama, hacen a este intento algo distinto, si se quiere más occidental, y por ende, más digerible.

Pero para los que alguna vez probamos las mieles de la buena producción escandinava, Marcella no termina de cerrarnos en el desarrollo de la historia. Porque es de alguna manera una historia hecha con los parámetros que conocemos, los que ya vimos en otras historias similares, y desde ese punto de vista, nos deja a mitad de camino.

Está bien actuada (es despareja, pero está bien) y la historia central se va desmembrando en pequeñas historias secundarias, como es de rigor en estos géneros, que en algunos casos se complementan y en otros despistan.

Para los que nunca vieron Forbrydelsen o Bron, o la americana The Killing, van a encontrarse con un estilo distinto de contar casos policiales, pero no lo duden, vayan a las fuentes.

Son 8 capítulos, se puede ver en Netflix.

No hay comentarios:

Publicar un comentario