jueves, 24 de marzo de 2016

The Big Short

The Big Short




En la línea de Too big to rail y varias otras que revisaron el colapso del sistema financiero de Estados Unidos de hace menos de una década, esta película hace foco en un grupo de analistas, de consejeros, de managers de portafolios, que vieron antes que todos que el sistema de las hipotecas iba a colapsar.

Es que queda claro que las decisiones, que dejaban cada vez más locura y más ganancias, se tomaban en escritorios, lejos de la realidad de la gente, y que esa realidad que nadie miraba estaba bien lejos de la burbuja peligrosa que se estaba construyendo.

La locura de Wall Street bien retratada, y los nervios los reflejos de los grandes bancos, también contados de una manera descarnada y hasta divertida.

El director Adam MacCay es un director de comedias, y en Big Short usa esa sabiduría para poner un sello interesante, todo se está cayendo a pedazos, pero la narración de los protagonistas, los hace a la vez tomar distancia para poder contarlo a la cámara como si fuera una reflexión ácida de todo lo que los tenía como protagonistas.

Es tan inmoral el proceso, que hacía que una hipoteca de 100 mil dólares se convierta en un activo tóxico de 50 millones que había cambiado no menos de 10 veces de mano, que causa gracia cuando se refleja en un relato lineal, cuando los protagonistas cuentan sus bonos, sus salarios por mantener esa locura, y cuando ese puñado de visionarios se da cuenta que están siendo protagonistas de un crimen moderno.

El director cuenta además con un elenco de lujo, en el que brillan con creaciones interesantes Christian Bale, Steve Carell, Ryan Gosling, Brad Pitt entre otros.

Lo que hace a esta película interesante es que nos ayuda a entender la locura, lo que no pudimos percibir de los diarios, la espiral de vorágine que significó el colapso de todo el sistema financiero de los Estados Unidos, y que en buena medida arrastró al resto del mundo.

Tiene ritmo, tiene contenido, podría verse como un documental actuado, y cada una de esas miradas le hace justicia. Hay que guardarla para volverla a ver cuando estemos a punto de repetir la historia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario