sábado, 17 de abril de 2010

Adventureland


No esperen comentarios de películas en pantalla, ocasionalmente vendrán, pero la base son esas vistas que andan sueltas, que por lo general no llegan a la pantalla o si llegan, se desvanecen en cuestión de hora.
Hoy es Adventureland, que, a priori, puede parecer una de esas nuevas películas de género hecha por directores independientes jóvenes con un sentido del humor mezcla de ácido, negro y naiff. Pero nada de eso. Cuando uno ve la portada del DVD imagina que andará por los barrios de Napoleón Dynamita, pero en cambio se mete en una historia de amor de verano previo a la universidad, que se construye y se cuenta de una manera soberbia y atrapante.
Los protagonistas, salvo un par de caras conocidas (que será ocioso nombrar) son casi todos desconocidos, salvo el protagonista, Jesse Eisenberg (que es el mismo de una peli que si tuvo estreno comercial acá The squid and the whale, con la hermosa Laura Lynn y Jeff Daniels, del 2005) que, dicho sea de paso, a la hora de estrenar esta a comienzos de este año, tenía 7 películas más en proceso de rodaje, pre y pos producción. Lo que nos hará verlo más seguido, hasta que haga su debut en algún tanque de Hollywood.
Es una historia de humor del bueno, muy romántica, de nostalgia (está ambientada en los finales de los 80 en un parque de diversiones) que transcurre en un verano y dura hasta que, los que encontraron trabajo allí, deben ir para sus universidades.
En ese escenario, se van a cruzar las historias personajes entrañables, jóvenes con ideales, excesos de final conciente de una etapa de la vida que ya no va a repetirse y entre todo eso, el amor.
Está buena, muy buena. Tiene una muy sólida narrativa, muy buen guión y un humor muy efectivo, del estilo de Napoleón D, o de Best in class, películas que todavía no tenemos la oportunidad de ver en pantalla grande, por esas cosas del comercio y la taquilla. Si la ven por ahí, alquilenla o comprenla, van a pasar un buen rato y les va a hacer acordar aquellas épocas de cosquillas en la panza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario